Dinamismo de la Red

Nuestro punto fuerte como ILC viene de quienes somos como red. La dinámica de red es la medida en la que los miembros usan sus conexiones para aprender y para llevar a cabo acciones conjuntas con otros miembros y con socios estratégicos, ya que esto le añade valor a su trabajo. Su valor se ha incrementado de manera significativa gracias al aumento del alcance de la red de la ILC por todo el mundo, a las nuevas herramientas que se ofrecen, a los sistemas de apoyo y a los diferentes recursos.

El progreso hacia una red más dinámica se ha conseguido trabajando bajo cuatro áreas de enfoque: Desarrollo de Capacidades y de Aprendizaje, Expansión e Involucramiento de la Red, Justicia de Género, y Alianzas Estratégicas.

 

Desarrollo de Capacidades y Aprendizaje

Siendo ya uno de los principios fundamentales para la ILC, el desarrollo de capacidades y aprendizaje ha avanzado significativamente durante los últimos tres años. Se ha llevado a cabo un considerable progreso dado que se ha proporcionado a los miembros el conocimiento y las competencias necesarias para adaptar y ampliar unos enfoques efectivos en cuanto a la gobernanza de la tierra centrada en las personas.

Además de identificar las buenas prácticas de los miembros, que han sido publicadas en la Base de Datos de Buenas Prácticas (la cual cuenta actualmente con más de 100 entradas), y publicarlas como un conjunto de instrumentos, también se han trazado en el Centro de Aprendizaje las competencias de los miembros y se han incluido actividades de aprendizaje en el Sistema M&E.

La ILC ha ido más allá del seguimiento y la sistematización del conocimiento y las competencias de los miembros ya que ha creado oportunidades de aprendizaje, intercambios entre pares, tutorías mutuas, y actividades de desarrollo de capacidades para permitir la adaptación y aceptación de buenas prácticas a través de la red.

El Desarrollador de Redes, creado en 2017, proporciona un marco de coordinación para el aprendizaje y el desarrollo de capacidades que se construye alrededor de cinco pilares complementarios:

  1. El Programa de Prácticas ha destinado a 23 estudiantes de las organizaciones miembros de la ILC al apoyo a una Secretaría específica, a la Unidad de Coordinación Regional, o para que ayuden a los miembros en sus actividades.

  2. El Aprendizaje entre Pares apoya las actividades de aprendizaje llevadas a cabo por miembros para miembros, como por ejemplo la Iniciativa sobre Tierra Comunitaria, lanzada por Namati y el IIED en 2018.

  3. El Programa de Fortalecimiento de Liderazgos apoya el desarrollo del liderazgo en las organizaciones miembros de la ILC. Se creó en 2018 e involucra a 16 líderes en África, 14 en Asia, y 25 en Latinoamérica y el Caribe.

  4. El Rincón de la ILC es un espacio online creado en 2018 que permite a los miembros aprender sobre el funcionamiento la ILC y sus oportunidades de involucrarse, así como fortalecer la capacidad institucional en ciertas áreas como la gestión financiera y la buena gobernanza.   

2.png

Construyendo una red de aprendizaje: La Iniciativa sobre Tierra Comunitaria

La Iniciativa sobre Tierra Comunitaria es una iniciativa de aprendizaje entre pares para facilitar el intercambio de estrategias de protección y comunidades expertas entre las organizaciones de sociedad civil (OSC) durante un periodo de 12 meses.


Expansión e Involucramiento de la Red

Desde junio de 2018, la red de la ILC incluye 255 miembros repartidos en 77 países. Este gran acontecimiento sucedió después de que el Comité de Membresía de la ILC recomendara a 63 nuevos miembros que fueron aceptados por una Asamblea virtual de Miembros.

Los nuevos miembros traen consigo un amplio abanico de experiencias y competencias que aportan mucho a la diversidad de la red de la ILC; además, y lo que es más importante, incrementan la proporción de miembros que representan directamente a los usuarios de la tierra, como los agricultores familiares, los Pueblos Indígenas, y las mujeres.

También hay otros miembros procedentes de 13 nuevos países (Bélgica, Botsuana, Canadá, República del Congo, República Checa, Etiopía, Líbano, Liberia, Malasia, Marruecos, Nigeria, Paraguay y Sierra Leona).

Distribución geográfica de los miembros de la ILC

Además del fortalecimiento de los sistemas regionales de la ILC en Asia, África, y Latinoamérica y el Caribe (LAC), también se ha establecido un sistema especializado para Europa, Oriente Medio y África del Norte (EMENA), con 17 miembros de la sociedad civil. 

Como ya se mostró claramente en la encuesta de membresía trienal, la red de la ILC es cada vez más multi-nodal, con miembros que se reúnen mediante plataformas nacionales, regionales o plataformas impulsadas por el involucramiento, que se están convirtiendo en piedras angulares de la amplia red de la ILC. En 2017 se lanzó la plataforma Membernet: una página web especializada para que los miembros pudieran facilitar información actualizada sobre todos los aspectos de la red, es decir, su funcionamiento, el aumento de la responsabilidad, el acceso y la transparencia.

El involucramiento de los miembros de la ILC en la red es monitoreado por el Índice de Involucramiento de los Miembros, con el objetivo de desarrollar estrategias para una mayor inclusión; utiliza cuatro indicadores: financiero, de operaciones, la participación y el tiempo que el miembro ha permanecido en la red. Los miembros se clasifican como inactivos, moderadamente activos, o activos. En 2018, ningún miembro de la red resultó inactivo.

Uno de los indicadores utilizados para supervisar el involucramiento es el pago de la cuota de membresía, la cual recoge contribuciones destinadas a un Fondo de Reserva de la ILC que actualmente alcanza la cifra de US$433,889.

growth.jpeg

Una creciente red de líderes que luchan por los derechos a la tierra

En 2018 la red de la ILC ha crecido hasta alcanzar 255 miembros repartidos en 77 países, ha incrementado la diversidad de la red de la ILC, y lo que es más importante, la de los miembros que representan directamente a los usuarios de la tierra, como los agricultores familiares, los Pueblos Indígenas, y las mujeres.


Justicia de Género

El compromiso de crear una coalición que asegure la justicia de género se ha convertido en un aspecto fundamental para la red de la ILC. Existe un Plan de Acción de Género gracias al cual se están aplicando los descubrimientos y las recomendaciones procedentes de una auditoría de género que se llevó a cabo en 2017. Dicho Plan fue aprobado en diciembre de ese mismo año por el Consejo de la Coalición y está supervisado por el recién establecido Comité de la Supervisión de Género. Además, la auditoría de género es una aportación clave al replantear la hoja de ruta de la ILC para la puesta en práctica de su estrategia global y su Marco de Resultados.

Gender Audit Report

_MG_2768.jpg

Hacia una red con Justicia de Género: La Auditoría de Género de la ILC

La Auditoría de género de la ILC se llevó a cabo en 2017. Durante la Auditoría se evaluó el trabajo de la Coalición en cuanto a la justicia de género y los derechos a la tierra de las mujeres.


Alianzas Estratégicas

Las alianzas juegan una variedad de papeles importantes en la red de la ILC, desde conectar a miembros con otros actores de la tierra y dar acceso a nuevos recursos, hasta añadir fuerza y credibilidad a las campañas y actividades de defensa de los miembros de la ILC.

La Carta de la Coalición permite unirse como Socios Estratégicos y participar activamente en la red a aquellas las organizaciones que no pueden convertirse en miembros de la red pero a las que los miembros consideran socios importantes, como por ejemplo las agencias gubernamentales. Los Socios Estratégicos incluyen actualmente el Ministerio Federal de Alemania para la Cooperación y el Desarrollo Económico (BMZ), Irish Aid (Agencia Oficial del Gobierno de Irlanda para el Desarrollo Internacional), el Ministerio de Asuntos Exteriores de Holanda, la Comisión Europea, la Agencia Sueca de Cooperación para el Desarrollo Internacional y la Agencia Suiza para el Desarrollo y la Cooperación.

Durante los últimos tres años hemos visto como los Socios Estratégicos se involucraban de manera fructífera en un número creciente de procesos nacionales y mundiales en los cuales la red está implicada. Ejemplo de ello es la reclasificación de los indicadores de la tierra de los Objetivos de Desarrollo Sostenible y el apoyo a la reciente misión de actuar frente a la violación de los derechos humanos que sufren algunos miembros en Guatemala, así como la nueva política de Irlanda sobre el desarrollo internacional y las plataformas de Estrategia Nacional de Involucramiento en Tanzania y Camerún.

Las Alianzas Estratégicas aportan una dimensión adicional a la dinámica de la red y ayudan a abrir las puertas a nuevas oportunidades para los miembros de la ILC.

global.jpg

Creación mediante Alianzas de una Red mejorada: Irish Aid y la ILC

La creación de alianzas efectivas que vayan más allá del conjunto de miembros de la ILC es un importante aspecto del primer objetivo estratégico de la coalición: “Conecta”.