2.strong small scale farming systems.png

Compromiso 2

Photo: Jason Taylor
 

Sistemas agrícolas en pequeña escala sólidos

Asegurar la distribución equitativa de la tierra y la inversión pública que apoye los sistemas agrícolas de pequeña escala, incluyendo a través de reformas agrarias distributivas que contrarresten la excesiva concentración de la tierra, promuevan el uso y el control de la tierra en formas segura y equitativa, y asignen tierras adecuadas a productores y productoras rurales y habitantes urbanos sin tierra, apoyando a la vez a los pequeños campesinos y campesinas como inversionistas y productores, como por ejemplo a través de cooperativas y modelos de negocios en asociación.

La ILC es responsable, ante todo, de aquellos que viven en y de su tierra. Esto significa que, aunque para la ILC todos sus miembros son iguales, las organizaciones agrícolas (junto con las de los Pueblos Indígenas y las mujeres) ocupan un lugar especial en su vida y trabajo. Una creciente proporción de los miembros –incluyendo los que han entrado en el 2018– representa directamente a los pequeños campesinos y a los agricultores familiares.

Según el informe del 2016 de la FAO “El Estado Mundial de la Agricultura y la Alimentación”, alrededor de 750 millones de personas extremadamente pobres  en todo el mundo trabajan en la agricultura, normalmente se dedican a la pequeña agricultura familiar. Los agricultores familiares producen más del 80% del alimento mundial y controlan el 75% de todos los recursos agrícolas.

Un importante logro de los últimos 3 años ha sido el fuerte compromiso e influencia de los miembros de la Coalición que representan a los agricultores familiares. En 2016 se lanzó la Global Initiative on Family Farming –Iniciativa Global sobre la Agricultura Familiar –, liderada por el Foro Rural Mundial; reúne importantes organizaciones regionales de agricultores (sean, o no, miembros de la ILC) en África, Asia, el Pacífico y América Latina. Durante el 2018, la ILC también está lanzando iniciativas regionales, apoyadas por la iniciativa global. Los vínculos entre lo global y lo regional permitirán a los miembros trabajar juntos en una estrategia común.

Liderada por FIAN y La Via Campesina, la ILC está apoyando debates sobre el borrador de la Declaración sobre los Derechos de los Campesinos y de otras Personas que trabajan en las Zonas Rurales, establecida por el Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas. Los miembros han tenido éxito en cuanto al fortalecimiento del foco central de la Declaración sobre los derechos a la tierra de las mujeres.

Los esfuerzos del Foro Rural Mundial, junto con el apoyo de varios miembros de la ILC, condujeron hacia la declaración en diciembre de 2018 del Decenio de la Agricultura Familiar 2019-2028. Esto ofrece grandes oportunidades para los miembros de la ILC, incluyendo las plataformas ENI y los miembros intergubernamentales como el FIDA y la FAO. El Decenio tiene como objetivo inspirar a la comunidad internacional para general un nuevo compromiso político con el fin de apoyar a los agricultores familiares.

Auxtin Ortiz, del Foro Rural Mundial, explicó: “Esto ha sido la culminación de un proceso de 9 años, que comenzó en 2008 con la petición de la Asamblea General de la ONU (AGNU) de declarar un Año Internacional de la Agricultura Familiar (AIAF). Durante tres años de campaña, hemos reunido el apoyo de 360 organizaciones en 60 países, numerosos gobiernos, y organizaciones internacionales como la FAO, el FIDA y el IICA (Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura). La AGNU acordó en 2011 que el AIAF tendría lugar en 2014”.

Tanto el proceso de preparación como el propio AIAF alcanzaron diferentes hitos importantes, incluyendo 16 cambios en la política pública en 13 países, y un mayor reconocimiento social para la agricultura familiar. Asimismo, influyó en la posición de la agricultura familiar dentro de los ODS, mientras que los centros de investigación internacional FAO e IICA cambiaron sus planes estratégicos para integrar la agricultura familiar.

Durante la campaña por el Decenio, el Foro Rural Mundial se convirtió en un miembro de la ILC (Guatemala, 2013). Según Ortiz, el apoyo de la ILC a la campaña fue rápido y entusiasta. “En 2017 empezamos la iniciativa CBI sobre la agricultura familiar para aumentar la actividad de las organizaciones de agricultura familiar en la ILC y reforzar su voz a través de la red. En el primer año de la iniciativa, uno de los principales objetivos fue que la AGNU declarara el Decenio. El 20 de diciembre de 2017, la AGNU adoptó oficialmente el Decenio de la Agricultura Familia”.

La resolución fue aprobada con 104 copatrocinadores y una aprobación unánime. Reconoce a los agricultores familiares como líderes clave para alcanzar los ODS, especialmente para “garantizar la seguridad alimentaria mundial, erradicar la pobreza, acabar con el hambre, conservar la biodiversidad, alcanzar una sostenibilidad ambiental y ayudar a abordar la cuestión de la migración.”

Ortiz explicó: “El Decenio es para todos aquellos que trabajan y promueven la agricultura familiar en el mundo. No es propiedad específica de ningún grupo de organizaciones. Hay comités nacionales y organizaciones de agricultores para esta causa, y tienen sus agendas y sus prioridades. El Decenio es un instrumento para promover estos objetivos. Lo que hemos hecho ha sido crear una oportunidad, pero esto es solo el primer paso y es ahora cuando comienza el trabajo duro. Ahora necesitamos hacer que estos 10 años sean un cambio positivo para los agricultores familiares”.

Recursos